La hipnótica danza sufí con los derviches de la Damasco Ensemble Al Kindi

 

Presenciar en directo un espectáculo de derviches giradores resulta una experiencia sorprendente para la mirada occidental, y hacerlo de mano de una de las mejores formaciones de música clásica árabe, como la Ensemble Al Kindi de Damasco, un privilegio espectacular del que hemos podido disfrutar en el Petit Palau de la Música de Barcelona, gracias al ciclo “Músicas del Mediterráneo”, que organiza el IEMed (Institut Europeu de la Mediterrània). 

La palabra derviche (del persa darvish, “mendigo” ) sirve para referirse a los miembros de un grupo religioso musulmán de ascética Sufí, de trajes característicos y rituales como la repetición de frases sagradas o las danzas giratorias, que buscan alcanzar el éxtasis religioso. 

Tradicionalmente, se ha identificado estas danzas originarias de los místicos de la Índia y los sufís con la orden derviche de Mevleví en Turquía, fundada por los discípulos del gran poeta Sufí Jalal al-Din Muhammad Rumi (de la voz árabe mawlana, mevlana en turco, “nuestro maestro”, sobrenombre de ar-Rumí), en el siglo XIII.

A los Mevleví se les conoce también como Derviches Giróvagos o Derviches Giradores por esta danza de meditación llamada Sema, que consiste en un baile de hombres acompañado por música de flautas, atabales, tamboriles, una especie de violines denominados kamanché, y laúdes de mástil largo como el saz turco. Los danzantes giran sobre sí mismos con los brazos extendidos, simbolizando la ascendencia espiritual hacía la verdad, acompañados por el amor y liberados totalmente del ego. 

La formación siria Ensemble Al Kindi es heredera de esta tradición, ofreciendo un espectáculo que navega entre el folcklore y la liturgia religiosa. Sheikh Hamza Chakour es la voz principal del grupo, acompañado en el escenario por dos coristas (munshiddin), cuatro músicos y los tres derviches que protagonizaron los momentos más esperados de la velada con su espectacular maestría en la ejecución de la danza sufí.

Iniciado el ritual, los bailarines se despojan de un mantón negro que les cubre, y vestidos de blanco en señal de duelo por abandonar el mundo terrenal, empiezan a girar lentamente sobre su eje. Singuiendo el compás de la música, y en plena concentración y meditación ante Dios, los derviches aceleran el giro de forma moderada ejecutando delicados movimientos con sus brazos en una coreografía llena de misticismo, hasta alcanzar velocidades imposibles sin perder el eje sobre el circulo durante los casi 10 minutos que puede durar cada danza. La faldilla de sus vestidos dibuja una circunferencia hipnótica que permite descubrir el movimiento de pies de una coreografía constante y perfecta, forjada en años de formación y meditación.

Era la tercera vez que el grupo visitaba este año nuestro país tras ser invitados en la Expo de Zaragoza, y de un recital anterior en Madrid. El pasado año, también llevaron sus danzas sufís a Málaga y Girona. Para más información podéis visitar su página web oficial y/o disfrutar con el vídeo que os ofrecemos a continuación.

El ciclo “Músicas del Mediterráneo”, se completará con un concierto de música sefardita y hispanoárabe a cargo de Eduardo Paniagua & Klezmer Sefardí (5 de noviembre en la iglesia Sant Felip Neri) y de música tradicional y religiosa saiydi de Les Musiciens du Nil (11 de diciembre en la iglesia Sant Just i Pastor), ambos de entrada libre.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s